Home > EL MITOTE > Pareciera que en Chihuahua los alcaldes cenaron “gallo” en Año Nuevo

Pareciera que en Chihuahua los alcaldes cenaron “gallo” en Año Nuevo

///
Comments are Off

Por: El Mitote.

Chihuahua, Chih., a 11 de enero del 2022.- Apenas ha transcurrido una semana de haber iniciado el 2022 y los dimes y diretes entre alcaldes han aflorado, con esto nos referimos a los presidentes municipales de Ciudad Juárez y Cuauhtémoc, quienes el pasado fin de semana sacaron los “guantes” para subirse al ring todo debido a la detención de la regidora por Morena, Jazmín Vega Cruz por elementos de la Dirección de Vialidad de la tierra de la manzana.

Y es que la regidora representante de la 4T en Cuauhtémoc fue detenida el pasado viernes 7 de enero, fue por impedir las funciones de elementos de Vialidad los cuales detuvieron a su esposo por cometer varias infracciones de tránsito, por lo que la funcionaria municipal salió en su defensa pensando que debido a su investidura los elementos pasaría por alto el asunto, pero no fue así.

Tras hacerse público este hecho, el alcalde de Juárez, Cruz Pérez Cuéllar lanzó un boletín en defensa de Vega Cruz y en el cual exhortaba a Beto Pérez Mendoza, alcalde de Cuauhtémoc de “dejar a un lado las actitudes de misoginia y maltrato contra las mujeres y conducirse con sensibilidad en el tema”.

Hecho que causó nos solo indignación por parte de los habitantes de la zona manzanera, quienes han refrendaron su cariño a Beto Pérez Mendoza y celebraron que no hubiera distinción en hacer cumplir la ley.

Pero esto no quedó ahí, sino que, al enterarse Pérez Mendoza de lo expresado por Pérez Cuéllar, lo calificó de irresponsable al involucrar a su cuerpo edilicio en un tema del cual no están informados.

Le comento que en las tres ocasiones que recibí la responsabilidad de ser alcalde, y es la primera vez que me veo en la necesidad de dirigirme a un Presidente Municipal, pues en nuestro estado de Chihuahua tradicionalmente los alcaldes se tratan con respeto y solo se enfocan en las necesidades de sus gobernados, sin inmiscuirse en otros municipios.

Pero no solo entre dos alcaldes se han presentado diferencias, sino que en Chihuahua, el alcalde Marco Bonilla Mendoza le echó su “buscapiés” al ex presidente seccional de El Charco, Carlos Ramos quien también el fin de semana externó no solo a través de sus redes sociales, sino en distintos medios de comunicación que la Policía Municipal había sido rebasada por los malosos.

Esto luego de una persecución y enfrentamiento que a decir de Carlos Ramos se suscitó en los caminos rurales de El Charco, lugar donde presuntamente hay hasta retenes de malosos que se dedican a “bajarle” los vehículos a quienes transitan ha altas horas de la noche, sin que las autoridades municipales, estatales y federales hagan algo.

Dicha denuncia realizada por el expresidente seccional de El Charco, causó escozor al alcalde quien al ser cuestionado sobre el asunto, aseveró que el único retén que esta en la zona es precisamente de los buenos, es decir de la Policía Municipal y la Guardia Nacional y no como denunció Carlos Ramos.

Ante esto, Bonilla Mendoza aseguró que, Carlos Ramos no solamente no tiene facultades para andar dando declaraciones sobre el tema de seguridad del municipio, sino que lo acusó de buscar sus “cinco minutos de fama” a costa de un tema tan sensible como lo es la seguridad de los chihuahuenses de las comunidades rurales de la capital del estado.

Como van las cosas y los conflictos en la entidad, pareciera que los alcaldes en el estado, ya sea de rojo, verde o de dulce, no cenaron un tradicional menudo, sino que, como van los ánimos, todo indica que durante el Año Nuevo degustaron un suculento “gallo” pero de esos bien enchilados que los trae todavía con los efectos…menos mal que no son elecciones. Es cuando…